Esta actualización simboliza la evolución que se está llevando a cabo en el sector del juego y en la propia entidad, volcados en la consecución de un juego sostenible para la sociedad, que permita el desarrollo de una actividad libre, regulada y que forma parte del ocio y disfrute de muchos españoles, siendo una parte más de su sociabilización. Por ello, la nueva imagen apuesta por diferentes tonos de azul que aportan solidez, compromiso y confianza.